Skip navigation

Por la razón que apunté en un plato anterior, el libro electrónico supone un avance en la lectura por obligación pero no en la lectura por devoción.

Aún así, previsiblemente acabará por imponerse entre las futuras generaciones, relegando al libro de papel a la categoría de objeto de culto cual vinilo de celulosa.

Sea como fuere, traerá nuevos hábitos de lectura que requerirán una nueva forma de entender el mercado editorial. Por ello y teniendo el precedente de la industria audiovisual resulta sorprendente, la lentitud e indefinición con la que están actuando las editoriales y distribuidoras.

Que, al igual que las discográficas en su día, parecen más preocupadas en perpetuar un modelo de negocio obsoleto que en explotar las múltiples posibilidades que toda nueva tecnología brinda.

Mientras, en el “nuevo mercado editorial” se suceden las novedades y, mes a mes, son más los lectores de libros electrónicos vendidos y los ebooks disponibles para su descarga legal e “ilegalmente”.

Cuando se desplomen las ventas del libro analógico y se cierren librerías, vendrán las lamentaciones y la búsqueda de la culpabilidad ajena. Al tiempo.

© oídococina.com

Sugerencia del chef: Mensaje en una botella

Anuncios

23 Comments

  1. Dios, pero ¡qué pesimista! Puede que los blurreis acaben sustituyendo el cine… pero sólo para quienes nunca han ido al cine a ver una buena película o para quienes pueden pagar un home theater de magnitud comparable a la pantalla grande! Los primeros abundan tanto que es probable que puedan colapsar las taquillas de todo el planeta…. Sin embargo, con los libros es diferente. Los libros son, por definición, extremadamente portátiles. Lo cual, naturalmente implica que te los llevas donde vayas, desde el baño a la sala de espera, pasando por el metro, el avión, la playa, la fila para el pago de impuestos internos….. Personalmente, tengo (horror) por completo abandonado un libro MUY importante en edición digital por la simple razón que no puedo acostumbrarme a leer en la pantalla. Preferí poner sobre mi mesita de noche uno de mil y tantas páginas, exclusivamente porque puedo llevármelo a todas partes, bueno, casi.

    • Es verdad soy pesimista porque quienes aprendan a leer en pantallas de tinta electrónica, seguramente verán el papel como un arcaísmo. El vinilo tiene mayor calidad de sonido que el cd y, sinembargo, sucumbió. Ojalá me equivoque, y quede reducido a la “lectura laboral”, porque no hay nada como el tacto y el peso de un libro entre las manos. Aunque, hay que reconocer que las pantallas de tinta electrónica son excelentes para leer, otra cosa es que la experiencia resulte demasiado aséptica.

      Madame M merçi beaucoup, à bientôt!

      • No sé si es eso o no, pero pienso que ver cualquier cosa a través de algo, aunque sea un cristal de transparencia absoluta, lo aleja y lo pone de algún modo inalcazable…. como ver la Mona Lisa en el Louvre, creo que fue la experiencia más frustrante de mi vida. No sé, no es que quieras necesariamente tocar el algo que está del otro lado, pero saber que NO puedes hacerlo, al menos para mí es extremadamente desagradable.

        (Ya sé que no hay en realidad nada que tocar del otro lado de la pantalla, que es una especie de ilusión, y que en el caso de un libro estamos tocando papel y nada más, pero aún así…)

        • Exacto, a eso me refería con lo del tacto. Leer un libro sin poder pasar físicamente las páginas será una expericencia, cuanto menos, extraña. Quizás, por eso también se esté avanzando paralelamente en las pantallas ultradelgada y flexibles, como éstas.

          Madame M merçi beaucoup, à bientôt!

  2. PD: Me refiero a que no logro acostumbrarme a leer un libro en la pantalla de la computadora.

  3. Definitivamente yo no me acostumbro a eso de los ebooks.
    Nada como ojear un libro de papel, y saborear su aroma, ah!!

    • Bienvenida al “club” :)

      Madame Mayricienta merçi beaucoup, à bientôt!

  4. No es cuestión de pesimismo.El libro electrónico ya tiene su sitio ganado en lo referente a diccionarios, enciclopedias y lo que tú llamas lectura de trabajo (informes,boletines etc)Si consiguen, y lo conseguirán, que la lectura en la pantalla sea cómoda, poco a poco los libros de papel se irán convirtiendo en objetos del pasado.
    En el mundo actual el espacio es un lujo y una biblioteca de mil o dos mil volúmenes no podrá competir con un pequeño objeto que la pueda llevar dentro.
    Da pena, pero creo que la batalla está perdida de antemano.

    • Aunque en el fondo me temo que así será, me resisto a creer que en la lectura por placer también acabe por imponerse. Porque, puede que no tenga mucho sentido una biblioteca de volúmenes técnicos que rápidamente quedan obsoletos. Pero sí, una compuesta por grandes obras de la literatura.

      Monsieur jusamawi merçi beaucoup, à bientôt!

  5. Piensa que te la podrás llevar contigo a todas partes.Incluso podrás ir a la cama con la Enciclopedia Británica y la obras completas de Dostoievski, por ejemplo.

    • @jusamawi: Hay que reconocer que la portabilidad es un gran argumento. Pero no así, en mi opinión, su capacidad de almacenamiento. Pues, ¿para qué quiero la Enciclopédia Británica en el bolsillo si la puedo consultar online? ¿no sería más útil menor capacidad pero conexión wifi? Sin embargo, la mayoría de modelos carecen de acceso a internet. (?)

      Monsieur jusamawi merçi beaucoup, à bientôt!

  6. Ya por fin ví esa cosa extravagante y supuestamente flexible que reseñas en el enlace. Tampoco me gustó. Un libro es un libro. Es un objeto digno, hermoso, respetable, huele deliciosamente bien, tiene un sonido bellísimo… Monsieur Jusamauï tiene razón en aquello de la lectura de trabajo, pero exagera en sus apocalítica visión del futuro: por supuesto que nadie se llevaría a la cama, por más insomne que sea, ocho volúmenes de Dostoievski ni los 32 de la última edición de la EB, pero ¿quién necesitaría/debería/querría hacerlo y por cuál inconcebible razón?

    • @M: A eso me refería con aquello de que “hay sensaciones que la tecnología no puede reproducir” y que son parte del placer de la lectura. Sin embargo, el libro flexible para periódicos y revistas llegará a ser un estándar.

      En cuanto al tamaño, tampoco tiene mucho sentido llevar 10.000 canciones en el bolsillo y todos tenemos el mp3 repleto. No hay que subestimar a los economistas, pues son maestros en el arte de descubrirnos necesidades que no sabíamos que teníamos.

      P.S: ¿por cuál razón? Sólo por prescripción facultativa :)

      Madame M merçi beaucoup, à bientôt!

  7. Piensa, además, que podrías perder TODA tu adorada biblioteca clásica por un estornudo caprichoso del disco duro…

    • …o batir el record Guinness de bookcrossing si me lo dejo olvidado en el metro :)

      Madame M merçi beaucoup, à bientôt!

  8. Porque es más cómodo leerla en un libro electrónico,porque tumbado en la cama un portátil no es nada manejable,porque sentado bajo un árbol en el campo no hay wifi que valga,porque pasó lo mismo con el vinilo y el cd y con las cámaras digitales…
    Podrás además seguir teniendo libros de papel pero sólo serán los escogidos.Entonces sí serán objetos únicos.Podrás elegir a qué autor le concedes ese privilegio y a cuál no.Eso les dará un valor añadido.Podrás seleccionar en vez de acumular.
    Lo mismo que hoy en día escuchas música a través de internet, conoces músicos nuevos y luego sólo compras los discos que verdaderamente te interesen.
    Imagino además que estamos en las primeras generaciones de libros electrónicos y que las nuevas nos sorprenderán agradablemente.

    • @jusamawi: Cierto, leer frecuentemente en las actuales pantallas es una tortura; cierto, en la cama al portátil le sobra el teclado; parcialmente cierto, no hay wifi pero puede que si 3G; cierto, el progreso de la técnica (y del marketing) es imparable.
      Esa idea reconozco que es seductora y a ello me refería con lo de “vinilo de celulosa” . El libro de papel, como un objeto de culto, minoritario, casi un fetiche. Primando calidad frente a cantidad. Pero, ¿a qué precio? Y, en el caso de los ebooks ¿la reducción de costes se reflejará proporcionalmente en los precios? ¿no sería más rentable para el lector la impresión bajo demanda? ¿estaré cegado por el romanticismo? :)

      Monsieur jusamawi merçi beaucoup, à bientôt!

  9. Es casi imposible decidir entre ambas brillantes argumentaciones… Me siento como Hans Castorp frente a Naphta y Settembrini… :-|

  10. Siempre Settembrini

  11. De ahí el casi

    • @M y @jusamawi: Es pronto para elegir…. nos acabamos de conocer, quedan muchos temas por tratar y fuera aún hace mucho frío.

      Madame M et Monsieur jusamawi, merçi beaucoup, à bientôt!

  12. Mmmm… lo siento por esta vez, Chef, es que Monsieur le Professeur tiene (a veces) una forma de argumentar tan…. plástica, que me resulta imposible no estar de acuerdo, por más que lo intento.

    En todo caso, no se trata de algo apartado de la razón y el argumento final corresponde por completo a mi propia realidad: yo he prescindido en los últimos 20 años de unas 2 toneladas y media de libros, he conservado apenas un estante mediano con los “elegidos”.

    • @M: Touché Y más después de leer esto: “Del libro electrónico al papel electrónico” (ir a la noticia)

      Madame M , merçi beaucoup, à bientôt!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: