Skip navigation

Category Archives: reflexión

Una de las teorías más conocidas de Jakob Nielsen es la regla “90-9-1” Rule for Participation Inequality, según la cual el 90% de los usuarios de internet se limita a consumir el contenido creado por el 1% y difundido por el 9% restante.

Y es que en internet, como en la vida, abundan los espectadores, no sobran interpretes y escasean los compositores. Así que, elige un instrumento y compón tu propia música, si no quieres acabar bailando al son que otros tocan.

© oídococina.com

Sugerencia del chef: La moneda de internet

Todos hemos crecido con el relato del escritor escocés James Matthew Barrie, inmortalizado por el lápiz de Wall Disney, Peter Pan. La actual versión del inolvidable niño que no quería crecer, son los Hikikomori.

Estos jóvenes japoneses, en su mayoría varones de clase media-alta y cuyo números alcanza los 3 millones, llegado el momento de iniciar su vida adulta se sienten incapacitados para lograr el exigente ideal de “éxito” nipón.

Y su reacción es refugiarse en su cuarto, en el que permanecen conectados vía internet a su particular mundo habitado por personajes de videojuegos y heroínas manga.

La mayoría lo supera a los pocos meses, una minoría tarda años y sólo unos pocos verán con sus propios ojos su ansiado Nunca Jamás, al tiempo que sus padres descubren aterrorizados que su hijo se ha suicidado.

©oídococina.com

Sugerencia del Chef: El show del Hoax



Mesdames et Messieurs hoy les presento una nueva aplicación web que es lo más revolucionario, en el ámbito educativo, desde la invención del lápiz.

Quién, a lo largo de su trayectoria académica, no ha decorado los más variopintos objetos (bolígrafós bic, reglas, calculadoras, diccionarios, paquetes de tabaco, faldas, palpas de las manos, botes de tipex, estuches, paquetes de klenex o gomas milán) con palabras claves, fórmulas matemáticas, declinaciones de latín, false friends, verbos irregulares, elementos químicos, reglas sintácticas o fechas históricas.

Pues bien, todo eso vá a pasar a la historia pues ya no será necesario si se generaliza la medida tomada por el Ministerio de Educación danés. El cual vá a permitir que todos los alumnos puedan acceder a internet en los exámenes. Pero, evidentemente, sólo podrán buscar información pero no mandar ningún mensaje a terceros. Las autoridades académicas confían en la integridad de los alumnos o en el temor a la sanción de expulsión en caso de ser sorprendidos “con las manos en el messenger”. (fuente noticia)

¿Sería ésto viable en nuestros respectivos y latinos países? Quizás, a los más optimistas, ésto les acabe de convencer de que Spain is different v.2.0 (La razón aquí)

© oídococina.com

Sugerencia del Chef: El tamaño ya no importa.

El recuerdo de los familiares difuntos es una de esas prácticas profundamente arragaidas en el corazón humano, y común a todas las civilizaciones, desde que caminamos erguidos.

A las tradicionales formas de culto, como no podía ser de otra forma, internet suma la suya propia.

Pues, son cada vez más numerosas las webs que ofrecen servicios post morten que permiten publicar la clásica esquela (Necropolis.com), enviar emails a los conocidos avisando del fallecimiento (Post Expression), programar futuros mensajes de felicitación a los seres queridos (The Last Email), almacenar contenido multimedia póstumo (Asset Lock) o crear una página donde los amigos pueden depositar sus condolencias, ver tus fotografías y vídeos o leer tus últimas palabras. (My Last Email).
De todas estas opciones, las dos primeras me parecen prácticas, la penúltima macabra y la última curiosa.
La penúltima me parece macabra porque no acabo de ver la ventaja al hecho de recibir una felicitación de un ser querido fallecido. Quizás sea porque quedé “marcado” por la película “Mi vida sin mí” de Isabel Coixet, en la que la protagonista enferma terminal de cáncer graba un sinfín de mensajes para cada uno de los principales momentos de la vida de su hija. Sinceramente, no se qué es peor si no poder compartir esos momentos o compartirlos “virtualmente”.
La última de las opciones (dedicar una página al recuerdo de un ser querido) me llama particularmente la atención. Porque me recuerda la constumbre de la antigua Roma de consagrar en la vivienda familiar un lugar preeminente dedicado al culto diario y perpetuo de la memoria de los ancestros. A los que se consideraba una suerte de dioses protectores del hogar y la familia.
Y es que las formas cambian pero, y nunca mejor dicho, el espíritu permanece.

Sugerencia del Chef: In memorian

Una de mis películas favoritas es GATTACA. En ella se narra una sociedad futura dividida en válidos y no válidos. Los válidos son mujeres y hombres, que gracias a la manipulación genética, han nacido provistos de inteligencias superdotadas, físicos perfecto y exentos de toda enfermedad hereditaria. Mientras que los no válidos, son aquellos cuya configuración biológica aún ha dependido del azar, pues fueron concebidos antes de la implantación de la selección genética.

El tema central de la película es la lucha de Vincent (Ethan Hawke) para demostrar que puede ser tan bueno como un válido y entrar a trabajar en Gattaca y, así, cumplir con su sueño: volar al espacio.

Y aquí acaba la ficción.

BeautifulPeople.com es una red social que tiene por objeto crear una comunidad mundial perfecta de belleza. Los candidatos envían una foto y un breve perfil. En 48 horas, los miembros del sexo opuesto votan si admitirle o no y el voto mayoritario es definitivo. Las personas que no consiguen impresionar son rechazadas.

En palabras de su fundador, el danés Robert Hintze, (ver foto) “BeautifulPeople está gobernada por el principio de que cada uno de los seres humanos desea estar con alguien que encuentre atractivo, es algo que pertenece a la naturaleza humana. Sólo al permitir la entrada de las personas guapas podemos eliminar este primer obstáculo.”

¿Y tú? ¿formas parte del grupo de los válidos o de los no válidos?. En BeautifulPeople.com, lo sabrás.

© oídococina.com

Sugerencia del Chef: Seguir buscando.

Hace unos días deambulando por una de las redes sociales de obligada presencia dí, quizás por azar o por destino, con algunas de las fotos de un compañero de facultad fallecido meses atrás.

La sucesión de momentos felices y proyectos truncados, condensados en cientos de fotos y mensajes, sólo se vió interrumpida por las lagrimas que me nublaron la vista…y que dejaron paso a una enorme sonrisa.

Porque allí permanecerían, eternamente detenidos, los mejores momentos de toda una vida.

In memorian de N. y de todos aquellos a los que el cáncer segó sus sueños.

©oídococina.com

Por la razón que apunté en un plato anterior, el libro electrónico supone un avance en la lectura por obligación pero no en la lectura por devoción.

Aún así, previsiblemente acabará por imponerse entre las futuras generaciones, relegando al libro de papel a la categoría de objeto de culto cual vinilo de celulosa.

Sea como fuere, traerá nuevos hábitos de lectura que requerirán una nueva forma de entender el mercado editorial. Por ello y teniendo el precedente de la industria audiovisual resulta sorprendente, la lentitud e indefinición con la que están actuando las editoriales y distribuidoras.

Que, al igual que las discográficas en su día, parecen más preocupadas en perpetuar un modelo de negocio obsoleto que en explotar las múltiples posibilidades que toda nueva tecnología brinda.

Mientras, en el “nuevo mercado editorial” se suceden las novedades y, mes a mes, son más los lectores de libros electrónicos vendidos y los ebooks disponibles para su descarga legal e “ilegalmente”.

Cuando se desplomen las ventas del libro analógico y se cierren librerías, vendrán las lamentaciones y la búsqueda de la culpabilidad ajena. Al tiempo.

© oídococina.com

Sugerencia del chef: Mensaje en una botella

En un país, en el que la prensa del corazón utiliza artes más propias de tablóide británico y en el que nadie escapa al indiscreto objetivo del paparazzi.

Era una rara avis el pacto tácito existente, entre la segunda familia del país y los medios de comunicación, desde que la revista Diez Minutos difundió unas fotos de las niñas durante el primer veraneo presidencial del matrimonio en 2004.

Entonces el matrimonio optó por no recurrir a las vías legales que les amparaban si no por pedir a la publicación que se abstuviera en el futuro de difundir imágenes de sus hijas. Lo que la revista y el resto de medios han cumplido hasta el pasado 24 de septiembre.

Y es que, una cosa es no publicar imágenes que pertenecen a la esfera privada y otra muy distinta es no publicar las captadas en una recepción oficial con el Presidente de los EE.UU con motivo de la Asamblea General de la ONU, la mayor concentración anual de Jefes de Estado y de Gobierno y, por consiguiente, de medios de comunicación.

Cuestiones estéticas al margen, lo que resulta incomprensible de toda esta historia, es creer que una imágen puede ser colgada en la red y, posteriormente, censurada sin mayor repercusión. Pues si hay una regla no escrita en esto de la triple w, es que todo está a un click de distancia y el camino más corto para que deje de estarlo es la censura.

Éste ha sido sólo el enésimo y, con toda seguridad, penúltimo ejemplo de desconocimiento del actual funcionamiento de la red. El que perseguirá a sus protagonistas y será recordado durante años como el caso de las hijas de Zapatero.

© oídococina.com

Sugerencia del Chef: El caso de las hijas de Zapatero (II)

Facebook es una enorme wikipedia personal. Pues, cada foto que subimos, comentario que publicamos, grupo al que nos unimos o contacto que agregamos va configurando nuestro perfil económico, cultural, social, político y laboral. Y los directores de RR.HH. cada vez son más conscientes de ello.

De ahí, que en los EEUU el 45% de las empresas incluyan en los procesos de selección de sus candidatos el rastreo de su huella digital.

Pero, qué ocurriría si alguien decidiera dar un paso más. Eso debieron pensar los dos estudiantes del MIT al crear el software del Proyect Gaydar. Que, mediante el análisis de la lista de amigos que un usuario posee en Facebook, determina con cierta precisión si el usuario es homosexual o no. Curiosamente, no es tan eficaz con lesbianas y bisexuales. (?)

Al margen de las cuestiones éticas del uso de ésta o similares aplicaciones, la conclusión es evidente: la inclusión de forma poco selectiva de información personal, por nosotros o por nuestros contactos, puede revelar indirectamente aspectos que, con toda seguridad, preferirías mantener offline.

Así que cuidado: Facebook sabe con quien te acuestas.

© oídococina.com

Sugerencia del Chef: No deje de consultar nuestra variada Carta.


acebook tiene 300 mill de usuarios, siendo una de sus aplicaciones más conocidas la formación de grupos. De los que hay, para todos los gustos:

Para los estresados

Amo reventar los globitos de aire de los envoltorios protectores

Para los cosmopolitas

Los que confunden a los chinos y japoneses

Para los excluyentes

Todos unidos para que Odessa quite su foto del Facebook

Para los resentidos

Los Que Nunca Pudimos Armar un Cubo Rubik xD

Para los inquietos

Experimento seis grados de separación

Para los neuróticos

Yo juego a no pisar las líneas de las baldosas en la calle

Para los inconformistas

A que consigo 5mill de personas que digan NO! a la Reelección de Chávez

Para los urbanitas

I love the smell of petrol (amo el olor de la gasolina)

Para los antisistemas

No me gusta que me inviten a grupos ridículos de Facebook

Para él, para ella, para todos:

Viñeta de JRMora.


©oídococina.com

Sugerencia del Chef: Los últimos de Facebook